3 tips para encontrar tu vocación usando la escritura.

 
 
encontrar mi vocacion 2.png

 

Quizás ya has descubierto a qué quieres dedicar parte de tu vida. Quizás crees que es el momento de cambiar de rumbo. Quizás, ni siquiera conozcas ese talento que llevas ahí dentro y al que quieres dedicar tu profesión o, simplemente, necesitas recordarte a ti misma por qué haces lo que haces y recuperar esa ilusión que ha ido calando por el camino.

No worries. Aquí me tienes levantando la mano a cada una de las anteriores afirmaciones, porque me he encontrado antes ellas a lo largo de mi vida.

Ahí estaba, parada justo enfrente de diferentes puertas, sin saber cuál elegir. Hasta que recordé que existe un salvavidas muy poderoso, del que pocos hacen uso y del que hoy quiero hablarte: SEÑORITA ESCRITURA.

 

Escribe para aclarar tus ideas.

 

Y no, no me refiero a apuntar listas de cosas por hacer y de organización. Hablo de una escritura más profunda, una que llegue desde la punta de tu boli hasta tu interior y que vuelva a la hoja para plasmar todo lo que ha descubierto que guardabas ahí dentro. Hoy comparto contigo 3 trucos que me ayudaron infinitamente a descubrir cómo quería (y quiero) vivir mi vida.

*Cada vez que pierdo foco los vuelvo a poner en práctica, ya somos tan amigos que, de vez en cuando, les invito a un café con pastas.

 

 
 
 
encontrar-mi-vocacion.png
 

02.

TU VIDA EN UN LIBRO.

Enciende tu vela, dale al play de la banda sonora que sonaría en la película de tu vida y escribe. Escribe tu historia como te gustaría ser recordada, como te gustaría que los libros la contasen. 

Huye del "quiero ser famosa y reconocida, con éxito, multimillonaria, etc". Acércate a tu yo sin buscar el reconocimiento de los demás, simplemente relata tu camino de disfrute en la vida. Contesta a preguntas cómo ¿qué harías todos los días al despertar?, ¿cómo sería tu casa (habitación, colores, muebles)?, ¿cómo será tu vida cuando seas una abuelilla? Es decir, tu camino, solo tuyo.

Quizás, en algún momento te lleves más de una sorpresa.

*No te preocupes por las tildes, la sintaxis o cualquier otra cosa. Aquí no se trata de escribir bien. Escribe sin pausas, así el papel te recibirá mucho mejor y conectarás con tu esencia sin darle la oportunidad de molestar a la razón.

 

 
encontrar mi vocacion.png
 

01.

DIALOGA CONTIGO MISMA

Muy sencillo (que no simple). Habla con tu yo más interior, escribe un diálogo entre él y tú. Pregúntale qué es lo que de verdad desea, pero antes de ponerte a ello, abre tu corazón. Recuerda que eres tú, no tienes que mentirte, ni que darte falsas excusas. Se trata de tu vida y de lo que realmente quieres hacer con ella. Esa cosilla que tienes ahí dentro (a la que le gusta jugar mucho al escondite) tiene la respuesta.

Pregúntale todo lo que quieras y descubre sus respuestas. 

*Quizás en las primera preguntas se haga la tímido, pero no desistas, continúa.

 
 
escritura terapeutica.png
 

03.

despertador escritura ¡riiiing, ring!

Te aseguro que la escritura es mucho más suave y mimosa que un despertador. Escribe nada más despertar, con tus sueños recién hechos, con su olor particular.

Es una de las maneras más efectivas de conseguir captar tu subconsciente.

Vale, sé lo que me vas a decir, muchas veces no nos acordamos de los que soñamos, pero con que escribas unas líneas sobre lo primero en lo que has pensado al levantarte es más que suficiente.

 
 

Todas las respuestas las tienes tú, ninguna es más acertada o incorrecta, son solo tuyas, mímalas y hazles un huequito para que crezcan, se hagan grandes y fuertes. Se conviertan en realidad.

¿Cerramos los ojos? A por ello.

Un abrazo.

firma ouac